domingo, 22 octubre, 2017

“Mejorando la Seguridad Alimentaria y la Agricultura a Pequeña Escala en Honduras a Través de las Tecnologías de Información y Comunicación, TIC”

El proyecto “Mejorando la Seguridad Alimentaria y la Agricultura a Pequeña Escala en Honduras a Través de las Tecnologías de Información y Comunicación, TIC”, surge en un momento oportuno considerando el reenfoque latinoamericano y especialmente de la región centroamericana, hacia la seguridad alimentaria y la producción sostenida de los pueblos.

En la clasificación mundial de vulnerabilidad ante los efectos del cambio climático, Honduras está considerado el país más vulnerable y es uno de los países con mayores problemas de Seguridad Alimentaria y Nutricional de Latinoamérica. Ante esta realidad, no es difícil suponer la importancia que tiene y tendrá en los años futuros el sector primario de la economía que, en materia de empleo o autoempleo, sigue siendo uno de los más importantes; al respecto, la mayor parte de políticas públicas del sector están orientadas hacia los grandes y medianos productores, exportadores, dejando en situación de desventaja la agricultura a pequeña escala (de la que no se disponen estadísticas de vinculación con los agro negocios o la exportación), pero que genera más del 65% de la producción hondureña según La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, y de la cual depende directa o indirectamente más del 70% de la población nacional.

La agricultura a pequeña escala en Honduras se desarrolla en ecosistemas altamente frágiles, principalmente en zonas de laderas con suelos degradados, susceptibles a deslizamientos y a expensas de las constantes alteraciones climáticas, tal es el caso de las sequias o las inundaciones. Y, a pesar de la importancia que tiene en el país, especialmente para la generación de alimentos, los pequeños y las pequeñas productoras son quizá el sector productivo de la sociedad que sufre de mayor aislamiento o marginación, frente a los altos costos para la producción, con poco o ningún acceso a financiamiento o medios de producción; esto podría relacionarse a la baja productividad y calidad en sus cultivos, a la dispersión geográfica, a las tendencias de los mercados que excluyen de sus dinámicas o reducen las oportunidades de sostenibilidad de los pequeños negocios, sumando a esto el limitado acceso a la información y la poca organización que no contrarresta todas estas barreras que enfrentan los pequeños agricultores.

Las Tecnologías de la Información y Comunicación pueden apoyar significativamente la superación de la mayoría de las barreras anteriormente citadas; pueden colaborar para la reducción del aislamiento de los productores y productoras, facilitando su acceso a la información, el uso de la tecnología para mejorar sus medios y estrategias de vida, para ampliar sus posibilidades de gestión o comunicación en relación a sus requerimientos para mejorar la seguridad alimentaria de sus familias.

El presente proyecto, entonces, plantea resultados en las áreas de investigación, acción y diseminación, que muestren la relación e impacto de las TIC en la seguridad alimentaria, considerando la disponibilidad, accesibilidad, utilización de los alimentos y la estabilidad, entre hogares del sector rural y en el contexto de la agricultura a pequeña escala.

El estudio se basa metodológicamente en la implementación de tres experiencias pilotos en comunidades de los departamentos de Francisco Morazán y Olancho.
En estos Pilotps, se estudiarán los cambios en la Seguridad Alimentaria generados a partir del uso de las TIC, para apoyar el incremento en la producción en las parcelas, adopción de mejores prácticas agrícolas, preparación de alimentos, la dieta y nutrición de los miembros del hogar, u otros temas que incidan en la disponibilidad, el acceso y el aprovechamiento de los alimentos.

Considerando los objetivos de la Política Nacional de Seguridad Alimentaria del país (PSAN) y la Estrategia de Seguridad Alimentaria de Honduras (ENSAN), 2010-2022, en el marco del estudio se plantean objetivos específicos y preguntas de investigación a manera de líneas de acción en concordancia con los objetivos de la política nacional. La finalidad de lo anterior es que los resultados del estudio estén a disposición de instituciones públicas y privadas, así como de organizaciones locales e internacionales, que trabajen para mejorar la seguridad alimentaria en diferentes regiones centroamericanas.

Objetivo general del estudio:
Generar modelos y validar evidencias concretas que muestren el impacto real de las TIC en términos de disponibilidad, accesibilidad y utilización de los alimentos, aplicado a un contexto de agricultura de pequeña escala en Honduras.

Objetivo específicos:

  1. Evaluar diferentes alternativas TIC y determinar cuáles podrían generar un impacto real en materia de seguridad alimentaria y nutricional.
  2. Contribuir a la implementación de la política nacional de seguridad alimentaria a través del aporte de evidencias y estrategias que permitan capitalizar el potencial de las TIC.
  3. Vincular, vía TIC, a los agricultores y agricultoras a pequeña escala, con el conocimiento (regional, nacional e internacional), las redes y las instituciones pertinentes a la agricultura y seguridad alimentaria.
Scroll To Top